Tuesday, December 16, 2008

Ella llega como si nada,
respira frutalmente,
se organiza el vestido.
.
(pesadumbre
para los que no la pueden agarrar
del ramillete de sus cabellos)
.
Muchas imitan su llegada.
Esto las agota.
Creen que ella es una trampa.
Le avisan a sus maridos.

3 comments:

Edwardo Almereyda said...

ah! yo creo que la conozco
frutalmente..

torsoliso said...

¡avisale a tu marido, nena!
¡es un viento y es roja!
¡close all the tranqueras!
¡tie all the pichichos!
¡es la futura tempestad de pétalos!


















oh, tu silvestre corazón

jan said...

los maridos en la trampa.